jueves, 31 de mayo de 2018

Crónica CIFIMAD 2018 - Segunda Parte

Ésta es la segunda parte (correspondiente al sábado 24) de la crónica de CIFIMAD 2018 escrita por nuestra compi Arantxa. ¡No te pierdas la primera parte (entrada anterior) y la tercera y última a continuación!

SÁBADO

La jornada del sábado comenzó un poco pasadas las 10 de la mañana con Rigor Científico en Mundos de Fantasía, una nueva mesa redonda a cargo de José del Río, quien repetía en la Sala Holocubierta. Esta vez la temática de la actividad se centró en la ciencia como motor de la fantasía, ciencia ficción hard y ciencia ficción soft, algo así como introducir la ciencia real y una ciencia light en historias de ficción. Varios autores y editores españoles (Cristina Martínez, Enrique Dueñas, Minerva Gallofré, Víctor Valenzuela) nos explicaron cómo se lleva a cabo una novela en la que se inserta ciencia, siempre al servicio de la historia y sin que llegue a ralentizarla, entre otros muchos detalles.

A las 11 comenzaban dos actividades simultáneas. En la Sala Holocubierta Jordi Talens nos hablaba de Las cuatro claves del éxito espacial, charla centrada en la trilogía original de Star Wars en la cual nos relató algunas anécdotas sucedidas durante el rodaje de la saga. Y al mismo tiempo, en la Sala Universo Espejo, se iniciaba la ansiada sesión de fotos con los dos actores, así como las ya acostumbradas fotos de los clubes asistentes al evento. Los actores se mostraron muy atentos, amables y divertidos durante toda la sesión. Y todos nos fuimos realmente entusiasmados con nuestras fotos.


La intensa actividad de la jornada del sábado continuaba con tres actividades solapadas. En la Sala Galáctica los actores esperaban a los aficionados con el rotulador a punto en la sesión de autógrafos.


En la Sala La Cantina de Mos Eisley les llegaba el momento a los más pequeños en Cifikids, que repetía un año más con gran éxito de asistencia. Divertidas actividades y manualidades esperarían a los más jóvenes durante el sábado y el domingo. Y por último, en la Sala Holocubierta aterrizaba el primer concurso de esta edición, Y ahora qué… Galactica. Concurso veterano en CIFIMAD que nos trae Gonzalo y que trata de responder qué pasará tras cada una de las escenas que se nos presentan. Esta edición estuvo centrada en la serie Galactica en homenaje a uno de nuestros invitados (Aaron Douglas, Jefe Tyrol en BSG) se presentó especialmente discutida y polémica, con escenas relacionadas no sólo con la saga que daba título al concurso, sino también con otras como The Big Bang Theory o The Flash.

A la 13 de la tarde Juan Rebollo, por parte de Holored Estelar Sevilla, en Historia de Vestuario de Star Wars nos desveló detalles y curiosidades acerca del vestuario creado para la saga warie. Así, por ejemplo, nos explicó que los trajes de los oficiales imperiales se basaron en los uniformes nazis o que algunas armaduras en el episodio V y VI fueron reparadas con cinta americana blanca, que si uno se fija bien puede verse en algunas escenas. Así que… prestad atención la próxima vez que veáis alguna de estas películas.

Y cuando nuestros estómagos ya empezaban a llamar, les hicimos esperar un poquito más para asistir a la interesante charla-demostración a cargo de Astromech, constructores de R2. Esta comunidad internacional de constructores de réplicas de los robots de Star Wars nos contó cómo es posible construir un droide, el tiempo y el dinero necesario para ello… alguno quedó convencido de unirse a esta comunidad y comenzar a construir su propio droide. Por supuesto que esta explicación fue acompañada en cada momento por una demostración en directo, gracias a que cada uno de los representantes de Astromech presentes trajeron consigo su propio robot. Alguno de los robots incluso nos hizo bailar al ritmo del Gangnam Style.


Llegó el momento de llenar la andorga y prepararse para el muy esperado concurso de cosplay, esta vez presentado con mucho humor por Javi y Pablo a lo Tip y Coll y que volvió a regalarnos momentos épicos como las performances de los Ministéricos del Tiempo o de Outlander de la categoría grupal, la aparición de un curradísimo droide gonk en la categoría infantil, la de Ricardo Montalbán, digo, Luis, interpretando a Kahn en Star Trek II (espectacular),  ya en la categoría de adultos, la de la genial Killy de Star Trek Discovery traída ante nuestros ojos en un impresionante tiempo récord tras su aparición hace apenas un mes en la serie, o el siempre espectacular cosplay de Cova, en esta ocasión un personaje casi que pasaba inavertido en Star Trek Beyond, Natalia, de raza desconocida, semejante a una caracola humana. Por supuesto, todos los cosplays fueron fantásticos y no podemos citarlos todos….pero vimos unas cuantas y preciosas Leias, un elfo bailando a ritmo de U can’t touch this de MC Hammer, un pequeño y genial Chaplin, superhéroes y superheroínas, y un largo etc… ¡¡¡espectacular!!!




Al mismo tiempo Aaron Douglas se sentaba en su segunda sesión de autógrafos, mientras el concurso de cosplay llegaba a su recta final.

Y así, pasadas las 18 de la tarde, Gerald Home vino al escenario a ofrecernos un panel muy entretenido lleno de curiosidades, no sólo sobre Star Wars, sino también sobre Doctor Who o La Tienda de los Horrores. También nos contó que posee su propio blog sobre Star Wars (enlaces aquí y aquí).  Así que ya sabéis… ¡entrad a echarle un ojillo!

Seguidamente Gerald Home le daba el relevo a Aaron Douglas, quien tomaba asiento para iniciar su panel, mientras que el primero recogía la tinta del segundo para iniciar también su sesión de autógrafos.  Entre las anécdotas que nos relató Aaron oímos su proceso de casting para BSG, que fue así: en un primer momento aspiró al papel de Apollo, pero no lo logró. Luego para el de Gaeta, pero tampoco hubo suerte porque había mucha cháchara técnica por medio. Y finalmente decidieron que fuera el Jefe Tyrol, para el que en un primer momento se pensó en un personaje de la edad del Coronel Tigh. También nos habló de su amistad con Will Wheaton… pero ésa es otra historia… (por no alargarnos).

Al mismo tiempo volvía Cifikids a ofrecer a los más pequeños su rinconcito especial, y espacial, en el que disfrutaron de talleres variados.

Tras los dos paneles de los actores, a las 20 de la tarde, se realizaron algunos de los sorteos que nos tenían preparados algunos de los stands y asociaciones participantes. Boletos en mano y a esperar a que la suerte nos acompañara.

Hasta aquí llegó el programa diurno del sábado. Lamentablemente la última actividad anunciada, el concurso Viaje en el Tiempo, no pudo llevarse a cabo y nos dejó con la miel en los labios… esperemos poder jugar en CIFIMAD 2019.

Cierre de los salones y todos a sus habitaciones a engalanarse para la cena de gala, el evento central de la Cifi, en el que este año no cabía ni un alfiler, pues todas las plazas se cubrieron. A las 22:30 todos los asistentes tomaban asiento y degustaban deliciosos platos, alargándose hasta tarde. Al finalizar la cena se hizo entrega de un premio a Pablo y Javi de Fanvención por la labor que viene haciendo su ONG y por todo lo que aportan a CIFIMAD.

Al término de la cena todos nos reunimos en la Sala La Cantina de Mos Eisley para recordar a Julián Crespo Sánchez en el homenaje que se le dedicó, tras haber dejado la familia friki hacía apenas un mes. Sus dos hermanas y su sobrino nos acompañaron también en la cena de gala, en un momento muy especial para ellos y la gente que le conoció. Ahora se encuentra en algún lugar del universo junto a Karl Marx y Leonard Nimoy. Desde aquí también le recordamos y deseamos que continúe su viaje a través de las estrellas.

La fiesta del sábado por la noche comenzó algo tarde pero del mismo modo que ocurriera el viernes por la noche la música se sucedió con gran intensidad tema tras tema, que nos hizo mover el esqueleto a todos y mantenernos despiertos hasta tarde. Este año la asistencia a la fiesta superó récords, pues hasta que la música dejó de sonar a las 6:15 de la mañana muchos asistentes permanecimos con ganas de más. Por eso algunos, incluidos nuestro invitado Aaron y su mujer, permanecieron aún en pie una hora más. Y hay que añadir un hecho sin precedentes en las noches de CIFIMAD… al poco de comenzar la fiesta, y cuando aún algunos de nosotros estábamos retratándonos en el photocall, hicieron su aparición un grupo de hombres ataviados cual soldados espartanos de 300, que sorprendieron a todos los asistentes… ojipláticos y boquiabiertos asistimos al nacimiento de los cifimanos… ¿volverán a sorprendernos al próximo año?


Si has llegado hasta aquí... seguramente estarás ávido por leer la tercera y última parte de esta exhaustiva y apasionante crónica de CIFIMAD 2018...

No hay comentarios: